Paul MacLean (1913 – 2007) fue un médico y neurocientífico norteamericano conocido por su gran aportación en los campos de la psicología y la psiquiatría: la formación de tres cerebros en uno mismo gracias a la evolución del ser humano.

En esta teoría de la formación del cerebro del hombre, nuestros antepasados con el tiempo, iban desarrollando nuevas zonas cerebrales y la naturaleza no desechaba la anterior ya que igual hacía uso de cada una de ellas; cada «nuevo cerebro» se formó encima del anterior.

¿Les conocemos?

El cerebro Reptiliano

Este es el cerebro que se considera más antiguo, el primero en aparecer. Lo conforma el tallo cerebral y el cerebelo. El complejo – R (reptiliano) es el encargado de la respiración, el ritmo cardíaco, la presión sanguínea y en la continua expansión-contracción musculares. Esas conductas involuntarias que no nos enteramos que las hace nuestro cuerpo, pero vivimos gracias a eso.

 También es responsable de la conducta automática o programada, tales como la preservación de la especie usando el comportamiento y el pensamiento instintivo (pelear o huir, por ejemplo), y los cambios fisiológicos necesarios para la sobrevivencia. Su función actuar cuando el organismo lo pide, no de sentir o pensar.

Cerebro Límbico

El cerebro medio es más sofisticado. Está ubicado justo después del reptiliano. Lo constituyen el tálamo, el hipotálamo, la amigdala y el hipocampo. Juntos hacen que esté asociado a las emociones y que las personas sean capaces de sentir amor y deseo así como también depresión ,odio y procesos basados en las emociones básicas.

Facilita la calidad de vida que da la calidez en las relaciones humanas al tener la cualidad de dar y recibir afecto, atención, compasión, escucha, empatía, ternura, etc.

El Neocortex

La neocorteza es el tercero y más moderno. Es la parte externa que constituye las cinco sextas partes del cerebro humano  y es aproximadamente del tamaño de una página de periódico arrugada, está encima del sistema límbico. Se desarrolla la conciencia. También aquí se llevan a cabo los procesos intelectuales superiores.

Lo componen el hemisferio izquierdo (se encarga del proceso de razonamiento lógico) y el hemisferio derecho (se dan los procesos creativos). El neocortex se desarrolla a través del lenguaje haciendo posible el área verbal y la escritura; es capaz de planificar el futuro.

Cada una de estas zonas cumple con distintas tareas, y aun así pueden comunicarse entre ellas, complementando la acción o información.

 Sin embargo, cuando experimentamos conflictos internos, posiblemente los tres cerebros estén luchando con contradictorias motivaciones e intenciones. No por ser la parte pensante la corteza cerebral mande al resto de los cerebros, al contrario: las partes más antiguas controlan a las más modernas imponiéndose ya que la supervivencia tiene prioridad en la evolución.

En el libro Autoconocimiento Millennial explico cómo puede ser útil esta teoría en el área de las ventas.